lunes, agosto 07, 2006

A vueltas con la memoria histórica



Hoy me ha propuesto un antiguo colaborador de Libertad-Diodenal tratar el tema de la ley para la recuperación de la memoria histórica (o como se llame) de la que se ha hablado últimamente (hace ya unas cuantas semanitas).

He buscado información por ahí y he encontrado algunas cosas en un artículo de “El Mundo”.

Como suelo hacer, comenzaré reconociendo mi más absoluta ignorancia de los términos de esa futura ley. Comprendo que a un vecino de la calle General Yagüe no le sea grato ese nombre, si las tropas del general cañonearon su casa en la guerra o mataron a algún ser querido. También comprendo que pasar frente a una estatua de Franco puede ser desagradable para alguien a quien, durante la dictadura, le despojaron de su medio de vida en represalia por sus ideas políticas. Comprendo muchas cosas, pero lo que mejor comprendo es la complicación que puede suponer cambiar de nombre los centenares de calles que en toda España llevan nombres de personajes célebres del bando nacional.

¿Alguna de las mentes privilegiadas que forma parte de la comisión que trabaja en la confección de esa “trascendental” ley ha pensado en el follón administrativo que supone cambiar de nombre una calle? ¿En el dinero que habrá que gastar estúpidamente para que una o dos personas dejen de estar incómodas en España?

Sé que ya se ha cambiado el nombre de muchas calles y parece no haber pasado nada, pero el hecho de que no nos haya afectado no implica que no haya sido problemático.

Por si alguien no lo sabe, cambiar de nombre una calle no consiste sólo en cambiar las placas que se ponen en las esquinas de la misma, hay que cambiar mapas, membretes de los documentos de las empresas ubicadas en ellas, datos de las múltiples compañías que dan servicios de todo tipo a las personas ubicadas allí, etc., etc.

Lo de compensar a quien fue expoliado durante el franquismo no me parece mal, pero que se haga con cuidadín, no vaya a ser que indemnicen al primer caradura que se apunte a la lista de damnificados. No tengo ni idea de qué tipo de expolios pudieron practicarse en aquella época, pero como gente mala hay en todos lados, seguro que más de uno saldría malparado por la ponzoña vengativa de algún desgraciado del bando ganador.

Sobre la identificación de huesos de muertos diré que me parece una gran bobada, pero quizá sea porque soy tan irreverente que me importa un pito lo que le ocurra a un cadáver (siento ser así) y no entiendo ese respeto reverencial que algunas personas (quizá muchas) tiene a los restos mortales de sus seres queridos (u odiados, que de todo hay).

Y, finalmente, llegamos al plan para convertir el Valle de los Caídos en un “centro de interpretación de la represión franquista”. La verdad es que no sé qué hay que interpretar, supongo que sería suficiente con describir en qué consistió esa represión. En fin, probablemente ese largo nombre será producto de la manía de poner nombres rimbombantes a los organismos inútiles para que parezca que quienes trabajan en ellos hacen grandes cosas. Que hagan lo que quieran allí, pero lo de sacar de las tumbas Franco y a José Antonio me parece tan tonto como sacar a Felipe II de donde esté (¿En el Escorial, tal vez?).

Pero lo mejor de esta ley es que, como parece ser habitual con algunas de las que dicta nuestro actual Ejecutivo, los interesados en que salga adelante (políticos oportunistas aparte) deben de ser menos que los que acuden a un concierto de Ramoncín (dicho sea con todo el cariño para mi admirado artista).

Y, para finalizar, en estos momentos en los que el Comandante Castro intenta reponerse de su enfermedad, propongo a los lectores un ejercicio de memoria histórica (¡qué sandez de expresión!) para recordar con cariño las grandes cosas que el caudillo cubano ha hecho a lo largo de su dilatada vida por Cuba, esa tierra hermana que nos arrebataron los gringos y a la que él devolvió la libertad de la que goza aún. Confiemos en su pronto restablecimiento y en que encuentre pronto un heredero al que dejar las riendas de su patria.

Posted by Picasa

17 Comentaios:

Anonymous Anónimo dijo...

www.martiresdeparacuellos.com

08:14  
Anonymous Anónimo dijo...

El poder corrompe, el poder absoluto corrompe absolutamente.
La historia la escriben los vencedores.
Despues de estas obviedades diré que en cualquier sociedad en la que se elimina de forma sistemática a una parte de esta en función a sus ideas políticas, está perdiendo un importante capital humano que provoca un retraso en esa sociedad, esta idea tan abstracta se puede plasmar en circunstancias concretas como que un médico (de izquierdas, de derechas, verde o naranja) sea privado de su titulación y de su posibilidad de ejercer su profesión, con el consiguiente deficit en asistencia sanitaria en un pais, a partir de ahí que cada uno elija el ejemplo que le plazca.
En España se borró cualquier historial sobre la titulación académica de los perdedores.
En Rusia, la necesidad obligó a los comunistas a readmitir a los militares zaristas ante el peligro de las invasiones.
En Argentina, Chile y Cuba muchos intelectuales tuvieron que huir debido a las represalias, lo que en mi opinión provoca un déficit democrático, que, insisto, en mi opinión España todavía padece.

En cuanto a cambiar el nombre a las calles, todos los días cambian nombre a las calles.
El colegio general Mola del barrio de Salamanca antes tenía el nombre de una infanta o alguién de la casa real, si le cambiasen de nuevo el nombre deberian ponerle el antiguo en disposición a alguna ley o decreto ley o algo así.

Los muertos siempre son un tema delicado, más aun si lo son solo por tener unas ideas políticas diferentes a las de otra persona, aquí habria que entrar en el tema de la pena de muerte, ¿quien es mejor que quien para decidir sobre la muerte de otra persona?

Laurent

09:53  
Blogger Meteorismo galáctico dijo...

Estimado Laurent:

Sin duda es una necedad privar a un país de los conocimientos de parte de sus habitantes por la sencilla razón de no comulgar con las ideas del régimen imperante. Eso no te lo discutiré ¡Faltaría más! Pero lo de cambiar de nombre calles, aunque se haga a diario o semanalmente (la frecuencia me importa poco), me sigue pareciendo una soberana patochada. Está claro que durante el régimen franquista se cambió el nombre de muchas calles y de colegios e institutos. Pues aquello fue tan estúpido como lo es ahora y, a mi juicio (si es que lo tengo) repetir estupideces del pasado sólo indica un grado de memez superior al del predecesor.

El caso que comentas de personas a las que se les invalidó su titulación por decreto, es una de las circunstancias que me parecen merecedoras de reparación inmediata. Pero eso quizá debería haberse hecho hace muchos años porque, a estas alturas, no sé cuántos de los damnificados por esos absurdos hechos quedarán con vida.

Sacas a colación la pena de muerte y reconozco que no sé cómo hilar ese tema. Al hablar de los muertos y de lo tonto que me parece andar rebuscando huesos para identificar a la persona que vivió sustentado en ellos, no he justificado en modo alguno su asesinato, fusilamiento o ejecución (llámese como se quiera). La matanza de esas personas podrá ser más o menos comprensible en el contexto de una guerra, pero en ningún caso seré yo quien justifique tales actos ni quien defienda la pena de muerte (mientras no me sienta capaz de empuñar un fusil para aplicar esa pena a alguien, no podré estar a favor de ella).

Me parece excelente que se rinda tributo a la memoria de quienes murieron en la guerra, pero de ahí a andar agujereando España para recolectar huesos pelados, va un abismo.

Sueño con que llegue un día en el que los gobiernos se dediquen a promover políticas que sirvan para algo más que para alimentar viejos odios o para simular que hacen algo cuando, realmente, no hacen nada.

10:23  
Anonymous Anónimo dijo...

Esa recolección de huesos, es parte de la historia, historia reciente, pero historia al fin y al cabo, viene a determinar en que puntos fueron enterrados las personas fusiladas (de un bando y otro), puede ser comparable a los huesos de Atapuerca o a la excavación de tumbas en Egipto.
¿Como actuarias tu en el caso de las dictaduras de Chile y Argentina con respecto a los desaparecidos?, es un caso más reciente y los restos de esas personas pueden ser más facilmente localizables al permanecer vivos los ejecutores y los familiares más directos.
Los llamados fusilamientos de guerra, en muchos casos fueron ejecuciones sumarias (por ambos bandos), es decir, entrar en un lugar (pueblo, aldea, barrio, etc), coger a las personas que iban a ser fusiladas, llevarlas a un lugar alejado y asesinarlas (no voy a entrar en si lo fueron por rencillas tribales, ajustes de cuentas o ideas políticas).
Detras de cada hueso, hubo una persona, con una historia, al igual que hubo un ejecutor, con una historia.

Sobre el nombre de las calles, la cosa no tiene facil solución, pq si bien es cierto que hay gente que se puede sentir molesta, tb lo es que hay gente a la que puede molestar la calle Real Madrid, Atlético de Madrid, etc (estas calles existen en Madrid), supongo que en su momento hubo gente a la que le molestó la calle Sagasta o la calle Pablo Iglesias.


Laurent

11:15  
Blogger Meteorismo galáctico dijo...

A mí, particularmente, no me parece de ningún interés conocer en qué punto exacto se ha enterrado a todas y cada una de las personas que han pasado por este mundo. Es probable que haya otros a los que les llene de gozo tener ese conocimiento, pero a mí me trae al fresco.

No te falta razón al comparar esta labor de detección de fosas con la de las excavaciones arqueológicas de Atapuerca u otras, pero lo que pasa es que, de la época “atapuerquense” no tenemos documentos escritos que nos informen de cómo se vivía en aquellas remotas épocas y, de momento, la única manera que tenemos de intentar averiguar cómo eran las cosas entonces, es intentando reconstruir la historia a partir de los restos que podamos descubrir.

El confirmar la suposición de que los huesos de Ruperto López están junto a los de Luisa Romero en la fosa en la que se enterró a los que fusilaron el día 13 de mayo de 1938 en Alpedrete, no veo qué grandes enigmas de la historia puede desentrañar. Podría comprender que a sus parientes les apetezca venerar esos restos en una tumba bien identificada, pero esa comprensión no me movería a gastar los millones de euros necesarios para excavar y hacer las pruebas de ADN pertinentes para lograr tal identificación.

En definitiva, el que quiera identificar a sus muertos de la Guerra Civil, de la de Cuba o de cualquier otra, que ahorre y pague de su bolsillo tan costosa faena o que intente mostrar el valor que semejante dispendio pueda tener para el resto de los españoles. La sensiblería es muy bonita, pero no debería ser lo que mueva a los gobiernos a llevar a poner en marcha sus políticas.

En el tema callejero veo que estamos de acuerdo: Es imposible nombrarlas de modo aceptable para todo el mundo (a no ser que se les pongan números), así que dejémoslas como están.

11:46  
Blogger Dinamita mojada dijo...

Estoy de acuerdo con Meteorismo Galactico.

03:06  
Blogger Dinamita mojada dijo...

Estoy de acuerdo con Meteorismo Galactico, no se puede ir gastando el dinero de los contribuyentes que no tienen ningun interes en saber de quien son los huesos de hace topecientos años y que si tiene parientes, con todo el respeto que se merecen nuestros mayores, serán ancianitos que lamentablemente no tienen que hacer y se les utiliza para sacar el dinero y justificarlo con una "buena causa" y lo mas probable es que se queden con la mitad de este. Es un timo mas como el del musico chinito.
En ves de desenterrar viejas heridas y gastar ese dinero en buscar huesos que a veces ya ni familias tienen... que hagan mas casas y que creen una nueva realidad en vez de disimular la actual ineptitud polita con antiquisimos errores que ya casi todos los españoles conocemos.

03:13  
Blogger Meteorismo galáctico dijo...

¡Bienvenida a nuestro estulto blog, Dinamita Mojada! (te atribuyo "seso" femenino porque creo que sé quién se esconde tras ese explosivo nombre).

Agradezco tu posicionamiento al lado de mis tesis pero te advierto de que tal actitud te acarreará el apelativo de fascista, así que aún estás a tiempo de retractarte.

Saludos flatulentos.

09:10  
Anonymous Anónimo dijo...

yo quiero q cambien tb el nombre de nuestra calle indalecio prieto :P

lo malo de esta ley q cambiaran los nombres de las calles "fachas" o "franquistas"..pero la de los dictadores republicanos las ensalzaran..

en fin..ya queda menos para la caida del facha ZP

saludos a tod@s

Brave

20:08  
Blogger Meteorismo galáctico dijo...

¡Brave, Brave! ¡Quién te ha visto y quién te ve! Tu acendrada progresía se ha trocado en un fascismo militante exacerbado. Modera tu discurso o tendré que “banearte” de este blog ¡Degenerado!

23:29  
Anonymous ZPtns dijo...

He vivido toda la vida en San Francisco de Sales. Señor ZP, le pido encarecidamente que deje a San Paquito en paz y no me lo cambie por algún Abdulah Civilizaciones con explosivo liquido entre las piernas.

Hoy me he enterado, como supongo toda la estulta colaboración de este blog de fachas, lo del intento de explotar los aviones ingleses en vuelo. Señor Zapatero, yo mañana viajo en barco a España. Un voto en contra que todavia tienes. Todavia vas a engañar a algún españolito con esto de tu alianza o lo dejas para despues de las elecciones?

10:28  
Blogger Meteorismo galáctico dijo...

Acabo de enterarme también de esa noticia del intento de reventar aviones ingleses con destino USA. Verdaderamente estamos a merced de una panda (demasiado numerosa) de degenerados que, o mucho me equivoco, o acabarán consiguiendo que todos los hombres del planeta llevemos barba y que todas las mujeres queden relegadas al papel de meras posesiones de sus padres o maridos. ¡Triste perspectiva!

Y, mientras tanto, por aquí hay muchos "luchando" por cambiar el nombre de la calle General Yagüe. ¡Somos grandes!

10:47  
Anonymous Anónimo dijo...

La gente que se declara a buscar y desenterrar esos huesos lo haces de forma gratuita, asi que solo les cuesta su tiempo y esfuerzo a los que se dedican a ello.

Laurent

14:14  
Blogger Meteorismo galáctico dijo...

Mi muy estimado Laurent, permíteme dudar de que alguien se entregue a la labor de buscar y, lo más complejo y caro de todo, identificar huesos de personas. ¿De verdad crees que un particular que no tenga una fortuna similar a la de Onasis puede llevar a cabo los análisis de ADN requeridos para esa identificación? Y, si no es eso lo que se quiere (buscar huesos e identificar a su antiguo “dueño”) ¿Qué es lo que pretenden? ¿Sacar todos los huesos que se encuentren por ahí y repartirlos al tuntún en tumbas dedicadas a cada uno de los muertos?

En cualquier caso, si alguien quiere desenterrar huesos por su cuenta, que lo haga, que, hasta donde yo sé, nadie pone multas por hacer agujeros en el campo (siempre que no se excedan en su afán taladrador, claro). Para hacer eso no es preciso dictar ninguna ley.

Cuanto más hablamos de esto, menos sentido me parece que tiene.

15:18  
Anonymous Anónimo dijo...

De las cinco leyes memoriales aprobadas en Francia, la última del año 2005, reivindica el papel positivo de Francia en Argelia, Tunez e Indonesia. Sugiero que aquí se haga otra reivindicando el papel de España en Marruecos, Ifni y Sahara y a los que anduvimos por allí nos den una medalla, una pensión y a casa de una vez.

16:38  
Anonymous Anónimo dijo...

quise decir Argelia, Tunez e Indochina

16:39  
Anonymous Gominolo I de España dijo...

No me gustaría vivir en una calle que lleve el nombre de un asesino

19:40  

Publicar un comentario

<< Home